LA COMUNICACIÓN ENTRE DOS TIPOS DE CÉLULAS PERMITE AL CEREBRO APRENDER Y RECORDAR

Posted on 17/07/2012 por

0



Investigadores del Instituto Cajal del Centro Superior de Investigaciones
Científicas (CSIC) demuestran que unas células del cerebro llamadas astrocitos son
necesarios para la memoria y están involucrados en la drogadicción. Estas células
modulan y controlan la eficacia con que las neuronas se comunican entre sí. Los
hallazgos podrían ser el punto de partida para el desarrollo de nuevas dianas
terapéuticas para el tratamiento de enfermedades neurodegenerativas como el
alzheimer y algunos trastornos mentales.
Ante un estímulo nervioso, las neuronas, que son las células del cerebro
eléctricamente excitables y que clásicamente se creía que eran las únicas encargadas
de procesar y transmitir información mediante las sinapsis, liberan mensajeros
químicos (neurotransmisores) que se unen a unas proteínas (receptores), y esa unión
genera una señal eléctrica que viaja a través de las neuronas. La fuerza, rapidez y
lugar del cerebro dónde tiene lugar este proceso determinan la integridad de las
funciones que desempeña el cerebro.
Las neuronas del hipocampo (región del cerebro implicada en el aprendizaje y la
memoria) liberan un neurotransmisor llamado acetilcolina que activa a los astrocitos
circundantes, que son un tipo de células cerebro, incluso más abundantes que las
neuronas. Los estudios, liderados por los doctores Marta Navarrete y Alfonso Araque,
revelan que la acetilcolina actúa como una señal que aumenta los niveles de calcio
en los astrocitos. Estos aumentos de calcio son fundamentales para que éstas células
(llamadas sí por su forma de estrella) liberen un mensajero químico, el glutamato,
cuya acción en las sinapsis (sitio de unión entre neuronas) es aumentar la eficacia
con la que las neuronas se comunican. Los investigadores llaman "gliotransmisión" a
la liberación de transmisores por parte de los astrocitos.
Anuncios